Tres 60 27-07-2017 16:54 (UTC)
   
 

Tres 60
(Alejandro Ezcurdia, 2013)


Tres 60




Ficha técnica


Título original:
Tres 60
Año:
2013
Nacionalidad:
España
Duración:
97 min.
Género:
Acción, Suspense
Director:
Alejandro Ezcurdia
Guión:
Luiso Berdejo
Reparto:
Raúl Mérida, Sara Sálamo, Joaquim Almeida y Adam Jezierski


Sinopsis


Guillermo es un joven estudiante universitario con pasión por el mar y el surf, pero su tranquila vida cambia cuando un día encuentra un carrete de fotos olvidado y descubre unas instantáneas muy comprometedoras...



Crítica


La primera incursión de Santiago Segura en su faceta de productor fuera del ámbito de la comedia (principal e incluso podría decirse que único reclamo de la presente producción que comparte junto a otros depositantes económicos aunque él sea el único destacable debido a su reconocimiento social) llega bajo el título de Tres 60, el cual hace referencia a la complicada práctica de surf que consiste en dar un giro de trescientos sesenta grados sobre una ola, apasionada afición del protagonista por el mar que apenas se aprovecha a excepción de dos insignificantes a la par que desechables escenas; más allá de la poca certera nomenclatura atribuida al filme, la misma también se ha escogido como sugerente juego de palabras en relación a cuánto puede llegar a cambiar la concepción de la realidad según el momento en el cual se analice, pues un asunto concreto, por inhumano que pueda llegar a antojarse, de ser la única salida posible a tomar de buen seguro no se considerará una vía inválida (de hecho el desenlace flirtea con la idea de aceptar aquello más horroroso, lo cual no parece demasiado elocuente).

Lobezno inmortal  Lobezno inmortal
El corto período temporal que se precisó para llevar a cabo el rodaje (apenas ocho semanas en diferentes puntos de San Sebastián y distintas localidades de la costa guipuzcoana) denota cierta impaciencia por consumar una premisa que realmente prometía mucho pero que a la postre se traduce en un mero entretenimiento que se aproxima más a la calidad de un proyecto independiente que a uno de cierto calibre (dejando a un lado el siempre discutible presupuesto, la distribuidora es nada menos que la todopoderosa Warner Bros. Pictures); a pesar de los innumerables peros que se puedan llegar a reprochar al responsable y a la anecdótica participación del brazo más incompetente de la ley, lo cierto es que el interés se mantiene en el espectador en prácticamente la totalidad del metraje (noventa y siete minutos para ser más exactos, especialmente intensos durante la larga a la par que claustrofóbica secuencia que acontece en el sistema de ventilación de un hotel de lujo), lo cual es toda una proeza lograda, en gran parte, a una serie de tramposos giros argumentales poco loables pero a la postre efectivos.

Lobezno inmortal  Lobezno inmortal
Guillermo (Raúl Mérida, a quien el salto de la serie Los protegidos a la gran pantalla le queda un poco grande aun defendiéndose aceptablemente) es un joven estudiante universitario cuya tranquila vida se ve alterada por completo cuando encuentra un carrete fotográfico olvidado entre las paredes de la casa de sus padres (mucha casualidad es que se descubra en plenas labores domésticas de limpieza e incluso más si cabe que se esconda en un hogar que nada tiene que ver con la verdad que oculta); las instantáneas revelan las claves para descifrar la verdad (totalmente racional aunque tremendamente impactante) acerca de la extraña desaparición de su antiguo mejor amigo, quien se presumo difunto incluso por parte de sus propios familiares al no obtenerse ninguna pista acerca de su paradero durante los oportunos diez años requeridos para ser considerado desde la perspectiva legal muerto, indeseada experiencia que atormenta a todos todavía en el presente.

Lobezno inmortal  Lobezno inmortal
Será entonces cuando se verá envuelto, sin querer en un principio y con algo más de consentimiento posteriormente (si al empezar a indagar un caso uno se da cuenta de que la peligrosidad trasciende lo asumible abandonaría la empresa de resolverlo de inmediato), en un peligroso submundo, el del tráfico de órganos, un negocio en el que están involucradas personalidades de los más variados sectores (curas, jueces, médicos, policías...), un variopinto grupo que unen fuerzas (y poderes) para brindar la oportunidad, previo ingreso en la cuenta bancaria de la organización, a cualquier persona de toda raza y condición lograr hacerse con el órgano que deseen; en sus investigaciones contará con la ayuda de Daniela (Sara Sálamo, el otro fichaje de la denominada nueva escuela de talentos cuyos atributos se limitan al aspecto físico), una chica que ha conocido y hacia la que siente una fuerte atracción, y por su hermano pequeño Mario (Guillermo Estrella, cuya demostrada experiencia en el cine a pesar de su corta edad abarca obras tan importantes como Biutiful a pesar de la repulsión que el personaje al que da vida despierta en el público), un erudito de la informática capaz de acceder a cualquier información, aunque la angustia por desmantelar la red de intereses no será equiparable a su última y egoísta decisión...

Lobezno inmortal  Lobezno inmortal
Escrita por Luiso Berdejo (responsable del paulatinamente decadente guión de la hasta la fecha trilogía [REC] que quedará teóricamente concluida con una cuarta entrega a finales de éste mismo año) y dirigida por Alejandro Ezcurdia (quien debuta cinematográficamente tras haber firmado una extensa carrera en televisión), la película no se aleja lo más mínimo de los cánones más efectivitas preestablecidos en el tan deteriorado género del thriller, mas si se trata de comprimir en una misma historia temas tan diferentes como el crimen y el deporte náutico sin hacerlo de una forma directamente relacionable el resultado no puede ser (como de hecho es) nada bueno; el ritmo que la cinta presenta, invitando a visitar en varias ocasiones el servicio para refrescarse el rostro y seguir afrontando tan desesperante devenir de los acontecimientos, tampoco es precisamente un sumatorio positivo al producto, que encuentra su mayor de los pecados en la resolución, un final precipitado a la par que inconexo con el resto de trama que no hace sino reafirmar que poco o nada se pierde aquel que decida no visionarlo.



Daniel Espinosa




 
  Menú
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
  Últimas publicaciones

Rings

Raw

Pet

  Publicidad
  Forma parte de Cementerio de Notícias

Colabora


=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=