Kill list 27-07-2017 16:52 (UTC)
   
 

Kill list
(Ben Wheatley, 2011)


Kill list



Ficha técnica

Título original: Kill list
Año: 2011
Nacionalidad: Gran Bretaña
Duración: 91 min.
Género:
Drama, Suspense
Director: Ben Wheatley
Guión: Ben Wheatley y Amy Jump
Reparto: Neil Maskell, Myanna Buring, Harry Simpson, Michael Smiley, Emma Fryer, Struan Rodger, Esme Folley, Ben Crompton y Gemma Lise


Sinopsis

Tras un accidentado trabajo en Kiev que le dejó violentas secuelas psicológicas, Jay, un soldado reconvertido en asesino a sueldo, lleva ocho meses sin trabajar; su mujer y su hijo deben sufrir su crispación hasta que Gal, un antiguo amigo de las Fuerzas Armadas, le propone un encargo consistente en una lista de objetivos, no muy extensa pero de tal calibre que terminará por arrastrar a Jay hacia el corazón de las tinieblas.


Crítica

Ben Wheastley puede presumir de haber desbancado de mi lista negra a The Squad (proyectada en la antepenúltima jornada del Sitges Film Festival 2011), ya que su cinta, Kill list, se ha convertido indudablemente en una de las peores películas visionadas en el recientemente terminado año; no es solamente la penosa historia la que ha logrado tal (des)mérito, sino que a ello contribuyen las actuaciones, los escenarios, el montaje y, especialmente, el desenlace (que intenta asemejarse a la polémica y cuanto menos sugerente A Serbian Film y apenas logra alcanzar el nivel de la peor producción amateur de la historia del cine, con todo el respeto que se mnerece dicha clase de obras, totalmente dignas, por supuesto).
Kill list   Kill list
Jay (Neil Maskell, convincente al principio pero paródico al final) y Shel (Myanna Buring, correcta, sin más) forman un matrimonio como otro cualquiera, que disfrutan sus momentos de pasión y padecen los episodios de odio e ira clásicos en una relación promovida por la lujuria; una noche deciden invitar a cenar a su casa a un buen amigo de éste, Gal (Michael Smiley, sarcástico a la par que incoherente), el cual acude con su nueva pareja Fiona (Emma Fryer, que apenas aparecerá en escena pero tendrá un protagonismo importante e incomprensible al término del filme), una mujer de aspecto demoníaco y corazón muy oscuro.
Kill list   Kill list
Debido a la falta de trabajo y la necesidad de aportar dinero al hogar (en gran medida por la enorme presión a la que la mujer le somete), Jay decide aceptar el trabajo que Gal le propone, consistente en asesinar a los figurantes de una lista compuesta por tres nombres (un sacerdote psicótico, un bibliotecario pedófilo y un trabajador dentro del marco gubernamental), remitida por un misterioso magnate que no permitirá que vuelvan con sus respectivas familias hasta haber cumplido por completo el encargo; los dos ex-integrantes de las Fuerzas Armadas deberán unir valor y cordura (precisamente de lo que carece el metraje) para terminar con la vida de los individuos que aparecen en la facilitada lista.
Kill list   Kill list
Un interesante comienzo de la trama hace prever que visionaremos una cinta elaborada argumentalmente e impactante visualmente (dos escenas, pertenecientes a los asesinatos de las dos primeras personas que tienen que matar los protagonistas masculinos, de veras generan tal pensamiento), pero un desarrollo atrabancado e ilógico por completo hace que comencemos a cambiar de parecer, y un desenlace bizarro y completamente denunciable termina por provocar una repulsión hacia la película que hace difícil exponer alegatos positivos hacia la misma.
Kill list   Kill list
Por si fuera poco criticable lo hasta ahora expuesto, el inútil intento por sorprender a la vez que asemejarse sospechosamente a la ya mencionada A Serbian Film (varias escenas y la propia finalización del filme son poco menos que plagiadas) hacen que el espectador sienta enormes deseos de que el primer nombre que constara en la lista de personalidades a matar que aparece en la cinta hubiese sido el del director, ya que cuesta imaginar una película con tan poca personalidad y decencia escenográfica, pudiéndose salvar exclusivamente las ya comentadas secuencias pertenecientes a los dos primeros asesinatos, la cual cosa es absolutamente insuficiente para lo que la ocasión merece.


Daniel Espinosa




 
  Menú
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
  Últimas publicaciones

Rings

Raw

Pet

  Publicidad
  Forma parte de Cementerio de Notícias

Colabora


=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=